SELECCIÓN DE ARTÍCULOS: ★★★★★ESTRATEGIA★★★★★GEOPOLÍTICA★★★★★DEFENSA★★★★★INTELIGENCIA★★★★★ECONOMÍA★★★★★SEGURIDAD★★★★★HISTORIA★★★★★FILOSOFÍA★★★★★

sábado, 18 de junio de 2016

Generales israelíes atacan a Netanyahu

El primer ministro, Biniamín Netanyahu, está enfrentando un ataque sin precedentes de dos ex jefes del Estado Mayor, que también se desempeñaron como sus ministros de Defensa, y quienes lo acusan de sembrar el miedo por razones exclusivamente políticas (“divide y vencerás”), y de dañar al país.

El ex ministro de Defensa, teniente general (retirado) Moshé Yaalón, que renunció al Gabinete del Netanyahu el 20 de mayo pasado, cuando fue designado el ex cabo, Avigdor Liberman, para reemplazarlo, anunció durante un discurso ofrecido en la Conferencia de Herzlía que se presentará para el puesto de primer ministro en las próximas elecciones. Yaalón sugirió en una conversación a puertas cerradas que formará un nuevo partido, indicando que “no voy a ser el segundo de nadie”.

“En este momento, en el futuro previsible, Israel no tiene amenazas existenciales”, subrayó Yaalón. “Por lo tanto corresponde a la dirigencia del país que deje de asustar a los ciudadanos y deje de darle la sensación de que estamos ante un segundo Holocausto”.

Netanyahu emitió un comunicado en respuesta, diciendo que Yaalón hace apenas algunos meses dijo en Múnich que Irán es una amenaza existencial para Israel.

“No se puede expresar plena fe en la dirigencia cuando uno está adentro y totalmente lo opuesto cuando uno está afuera; por lo tanto no se le pueden dar importancia a esas críticas políticas”, expresó Netanyahu.
También en la Conferencia de Herzlía, el ex primer ministro y ministro de Defensa, teniente general (retirado) Ehud Barak, acusó a Netanyahu de falta de visión, y dijo que él es el único responsable de los fracasos del gobierno.

“Los líderes del mundo no le creen una sola palabra a Netanyahu y a su gobierno”, agregó Barak. El ex primer ministro de Defensa acordó con Yaalón que Irán no implica ninguna amenaza existencial.

El partido gobernante Likud atacó a los generales, diciendo que la Conferencia de Herzlía se convirtió en “el foro principal del partido de los mesías frustrados de la izquierda”. El Likud apuntó que los generales hablaban de manera muy diferente cuando estaban conduciendo al ejército.

Mientras tanto, Netanyahu, que el año pasado habló ante la Conferencia de Herzlía, y estaba en el programa que ofrecería un discurso en el cierre de la misma; no participó.

Cuando se le preguntó sobre los motivos de la cancelación, un portavoz de la Oficina del Primer Ministro respondió que el titular del Ejecutivo no canceló; sino que nunca aceptó formalmente la invitación.


Fuente: Aurora